jueves, 1 de marzo de 2012

Humor monárquico...A la infanta Cristina le gustaba chatear

Va a resultar que sólo conocía a Urdangarín de un ingenuo chateo, y que como esposa abnegada no preguntaba a su marido de dónde sacaba la pasta.
El fiscal anticorrupción Pedro Horrach argumenta en su escrito al juez, en el que rechaza la imputación de la infanta Cristina en el caso Nóos, que la responsabilidad penal es personal y que, por ello, ella no debe responder penalmente de los actos supuestamente ilícitos de su marido, Iñaki Urdangarin.



Insurgente


-----------------------------------------------------------------